Hablemos sobre el miedo al dentista

El miedo al dentista es un sentimiento común en la sociedad moderna. Muchas personas evitan la visita anual recomendada para revisar su salud dental por cualquier medio, incluso si más miedo es causado por problemas dentales causados por no ir al dentista.

Sentirse ansioso, sentirse culpable por no ser el primero e incluso avergonzado a menudo causa esta pequeña fobia dental. Sin embargo, lo más difícil es superar el presunto temor al dolor causado por esta visita.

El problema de ir al dentista es que a menudo vas allí para pasar un mal rato, o eso cree mucha gente. Lo cierto es que con los grandes avances de las últimas  décadas ir al dentista no es sinónimo de dolor. La boca es una zona sensible, pero las clínicas dentales cuentan con personal altamente cualificado que cada día tiene más experiencia en la eliminación del dolor de los tratamientos orales, es decir, ya no tenemos que seguir sintiendo una clara molestia cuando acudimos al dentista, eso sí, te recomendamos que elijas a un buen profesional, nosotros te recomendamos la Clínica dental en Málaga.

El miedo del dentista suele ser causado por la sensación de dolor que se siente en teoría. Es como cuando tu mascota debería ir al veterinario. Sabe que le molestarán y que en muchos casos sentirá dolor. Esto provoca un sentimiento de rechazo y evita ir al veterinario por cualquier medio posible.

Pero somos perfectamente capaces de superar el miedo del dentista, así que le daremos algunos consejos sobre cómo superarlo.

Analizando el Miedo del Dentista

Esto es importante porque nos permite entender cómo nos sentimos y porque tenemos miedo del dentista. Si pensamos un poco en este miedo, nuestro nivel de ansiedad probablemente bajará e iremos al centro dental más pacíficamente.

Ir al centro dental Acompañado de un dentista

Si vamos al dentista con un amigo o pariente cercano, obtendremos apoyo adicional para evitar la ansiedad antes de la cita. Si su miedo al dentista es muy serio, pídale a alguien que lo acompañe, usted verá cómo el procedimiento se acorta. Si no puede ir acompañado, puede leer el artículo sobre cómo combatir el estrés y mejorar su nivel de estrés antes de su cita.

Tutoría antes de la consulta

Mentalizar para evitar sentimientos de ansiedad y desconfianza. Cuando la visita ya está programada, es interesante olvidarla y no tomarla demasiado en serio. Una visita al dentista es común en la vida diaria.

Haga una cita tan pronto como sea posible

Haga una cita tan pronto como sea posible. Cuanto antes solicitemos una cita, antes nos daremos cuenta mentalmente de la futura visita y menos ansiosos.

Solicite información sobre nuestros tratamientos dentales

Los seres humanos sugieren e imaginan situaciones críticas cuando las circunstancias son extraordinarias. En otras palabras, tendemos a meternos en lo peor para no sorprendernos, pero a menudo esta preocupación crea temores innecesarios. El miedo del dentista a menudo es exagerado, porque las revisiones sólo involucran un procedimiento pequeño. Por lo tanto, es una buena idea preguntarle a nuestro dentista sobre nuestro caso, para explicarle cuál es el procedimiento y evitar preocupaciones excesivas.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion